Sidebar

08
Mié, Abr
30 Nuevos articulos

Coronavirus y el tremendo estrés que viene

Noticias
Tipografia

* La preocupación es cada día mayor, y el golpe en lo económico ya se resiente.  

 

El Gobierno Federal no está informando bien la situación sobre el coronavirus Covid-19. Le falta transmitir confianza.

Si la administración del presidente Andrés Manuel López Obrador está preparada para la problemática, precisamente eso quisiéramos oír los ciudadanos: saber que hay planes, instalaciones, el personal, la medicina suficiente para llegar a atender a cientos o miles de enfermos con Covid-19, y realizar las pruebas tempranas a miles y miles con los que pudieron tener contacto.

Frente a una problemática mundial, no es del tamaño de un presidente mostrar sus estampas religiosas como su escudo protector. Eso no debería caber en el cargo. Puede generar confusión, aferrándose el presidente a generar nota sin mayor fondo, a pretender mostrarse como una víctima por casi todo, y cabe añadir que son muy respetables las creencias de cada persona.

Si la principal orientación en el mundo es salir lo menos posible, evitar el contacto con otras personas, él tendría que ser el primero en sugerirlo y abocarse a lo suyo.

El país necesita escuchar que las autoridades están siguiendo los lineamientos efectuados en otros países con resultados alentadores. Según notas de medios internacionales, la disminución de nuevos casos en China es significativa. Y la Organización Mundial de la Salud pone como ejemplo lo que se ha hecho en Corea del Sur.

Eso quisiéramos oír en México.

 

La preocupación es cada día mayor. El avance del  virus golpea la economía de todos los países y muchísimos ciudadanos en lo individual.

Durante la mañana del miércoles 18, mientras funcionarios de una dependencia pública organizaban guardias de trabajo para las próximas semanas y unos regresaban a sus casas en ese momento, una joven mujer mostraba su preocupación puesto que se dedica a la venta de lonches para empleados de oficinas, en Tepic. Tan solo ese día la venta se desplomó. Y en las siguientes semanas la situación será peor.

El ejemplo ilustra el golpe económico que ya se resiente en lo inmediato en muchas familias.

 

Hay que estar ocupados, ni duda de ello, porque el encierro y con el celular en la mano o viendo televisión podría generar más preocupación.

Basta un pequeño espacio para hacer ejercicio, estiramientos del cuerpo, limpiar la casa, patear una pelota, y mantener ocupados a quienes no van a la escuela, porque de otra forma el problema no sólo será el Covid-19, sino un mayor estrés.

En los últimos días han aumentado las largas filas en los bancos. Hay quienes pueden comprar para que nada falte en sus casas durante días.

Ahora hay que imaginar la preocupación de quienes no tienen un ahorro, un salario seguro.

 

Los científicos están ante un reto del que muchas generaciones no teníamos precedente. Pero mientras la ciencia trabaja para generar la vacuna contra el virus, el comportamiento individual, familiar, resultará crucial para contener la propagación.

Si se ha insistido evitar concentraciones de muchas personas, deberán tomarse medidas en los camiones y combis de pasajeros, para que los conductores no saturen las unidades.

(Este mediodía en un camión de la ruta Progreso 4. Foto: Oscar Verdín/relatosnayarit) 

* Se pide a medios de comunicación NO plagiar las notas de Relatos Nayarit. 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

X

Right Click

No right click